EMPORCHA DESTACA DISMINUCIÓN DE TIEMPOS EN MANIOBRAS DE MOVIMIENTO DE NAVES MAYORES

EMPORCHA DESTACA DISMINUCIÓN DE TIEMPOS EN MANIOBRAS DE MOVIMIENTO DE NAVES MAYORES

Estudio muestra importantes mejoras en los tiempos que permiten aumentar la eficiencia en el proceso.

Un estudio comparativo entre los años 2016 y 2018 se aplicó en Puerto Chacabuco y en todos los puertos del país para medir los tiempos en los cuatro procesos fundamentales de la actividad marítimo-portuaria: atraque, recepción, despacho y desatraque de naves. La medición se aplicó en cinco tipos de naves: containeras, ferrys, pesqueras, metaleras y buques factoría.


La primera medición se realizó en 2016 y en 2017. En relación con esto el Ministerio Transportes y Telecomunicaciones, a través de la Comisión Técnica de Facilitación y Simplificación del Transporte Marítimo, elaboró y distribuyó a agentes navieros, servicios públicos y operadores portuarios 3 protocolos con medidas tendientes a hacer más eficiente la cadena logística asociada al comercio marítimo. Durante 2018, se volvieron a realizar las mediciones para conocer la efectividad de las medidas adoptadas.


Eduardo Vera, Presidente del Directorio de Empresa Portuaria Chacabuco, destacó la importancia de la disminución de tiempos en la cadena, indicando que "hemos confirmado lo que se midió en 2016 en términos de que los tiempos utilizados para las operaciones y maniobras de las naves son bastante bajos, lo que refleja un buen trabajo de los organismos y agentes que intervienen en ello. Para el caso de las naves mayores (de más de 50 Toneladas de Registro Grueso) hemos apreciado un muy buen tiempo de respuesta del Práctico de Puerto y también de los organismos públicos que intervienen en la tramitación de recepción y despacho de naves, destacando la agilidad con que la Capitanía de Puerto emite la documentación, así como también el buen trabajo de Aduanas, SAG y PDI".


El estudio arrojo como conclusión final que los tiempos medidos, usando la misma metodología, se mantuvieron prácticamente iguales para el caso de las maniobras de atraque, con 2 minutos de diferencia en ambos años. Sin embargo, para las maniobras de desatraque, el estudio arrojó una disminución de 140 minutos, en comparación con 2016, sumando los diferentes tipos de naves medidas.
Estas mejoras son fundamentales para incrementar la productividad, mejorar la calidad del servicio y así disminuir los costos de operación del terminal portuario, identificando las falencias y oportunidades de mejoras en estos procesos.